En una cita bibliográfica, Violeta Bonilla (1926-1999) expresa sobre el significado de la figura: “Quise representar un hombre sin ataduras, sus manos sueltas expresan la libertad intangible, y los cuatro picos del fondo representan otras cuatro naciones centroamericanas”

martes, 19 de mayo de 2015

ME CAGO EN L.P.G. (I). Por Moris Herrera. San Miguel, 16-V-2015.-

ME CAGO EN L.P.G. (I).
Por Moris Herrera. San Miguel, 16-V-2015.-



Qué suerte, soy de la Generación Perdida, de esos psicópatas que a los 12 años jugaba Atari como ludópata y por lo cual le daban riata al entregar notas. De esos malnutridos que encendió inocentemente una puta computadora con programas MS-2 y cuyos vecinos nacidos en barracas se convirtieron en inmigrantes agringados, jefes de MS-18 o MS a secas. Suerte de haber nacido en los 70´s porque después de cien años, puedo cagarme libremente por escrito y públicamente en la Prensa Gráfica, aquí por internet al menos y por facebook primero Dios y Zuckemberg. Esto sí es vergón, pues a pesar que soy un degenerado perdido, también soy parte de la plebe más educada de El Maligno (El Salvador) de todos los tiempos, más que cualquier chupa-calcetines que celebra el aniversario de un periódico harto lleno de mentiras. Falta el hocico de Paolo Lüers, pero mejor no dar ideas. Ahí está todos los días, la mierda esa, sobre la mesa, diciendo la verdad y contando mentiras tra-la-lá. Extraño el hula-hoop, a Enrique, y sobre todo a mi encule Ana. No, no me pagan, escribir es un oficio noble, pero tiene su parte divertida, como lo es el hecho de cagarse con fuerza en la eme gráfica. Vaya gentuza, encima creen que todos nos chupamos los dedos y debemos jodernos la vista con micro-letras. Subnormales. Me gusta cuando sacan fotos de Romero, pobre viejo, utilizado por comunistas de caviar y por LPG. Locos hdp. Sí, fui de los bichos sin vocación de matarife de niñas que leyó aquella primera página: Asesinan a Mons. Romero, y de los qué preguntaba por qué diablos hay guerra (?). Me cuento entre los que escuchaba con desconfianza la palabra piricuaco y le tenía meyo a la T.V. cuando aparecía D´abuisson en vivo. De aquellos bichos chorriados que prefería leer a Lito Montalvo y alguna vez leyó por ocurrencia de un maestro tarado Historias sin Cuento, hasta que me aburrieron y las termine inventando para el profe borracho. ¡Que bárbaro!...todavía las escribe, no se entera. ¡ja!. Hasta fotos de Roque se ven estos días de decadencia y más artículos profanos del mata-poetas ese de J. Villalobos. Hay que ver hasta donde hemos llegado. Sí, hemos llegado hasta gozar de los reos que se mueren de golpes de calor. ¡Bárbaros!...eso somos, porque en las gradas de la Civilidad es de salvajes de aplaudir ese tipo de muertes tan crueles. Lo bueno de todo esto, que diría Romero y mi abuelita, es que en estos tiempos todos andamos perdidos, hasta la purísima C.S.J. de los huevos y la muy nombrada Virgen de la Cueva, porque no llueven ni sapos en este desierto de culebras muertas de hambre que nos endeudan.


Fale ferga la  fida….el calor enmierda todo, hasta al Mágico González, pero no más que L.P.G.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada