En una cita bibliográfica, Violeta Bonilla (1926-1999) expresa sobre el significado de la figura: “Quise representar un hombre sin ataduras, sus manos sueltas expresan la libertad intangible, y los cuatro picos del fondo representan otras cuatro naciones centroamericanas”

lunes, 13 de julio de 2015

Las elites, impunidad y crimen organizado- Marvin Aguilar

Las elites, impunidad y crimen organizado
Marvin Aguilar

La doble moral de EDH y LPG cuando de las opiniones oficiales de EE.UU. se trata raya la posibilidad de creer asumen que los salvadoreños son algo asimilable a los bonobos, que si bien son nuestros primos son tardos en sus formas.

Desde hace días las maderas de la gran prensa destacan por ejemplo, las advertencias del Departamento de Estado de no viajar a El Salvador por su alto índice de violencia. Igualmente la relevancia sobre las asignaciones de unas convenencieras calificadoras de riesgo estadounidenses que avisan sobre la inviabilidad de invertir en el país.

De más esta decir el trato que se le dio al proceso de aprobación de Fomilenio II en el cual se llego a insinuar que el gobierno había puesto en peligro de aprobación y, cómo no, por los ataques  que dirigentes de izquierda realizaban y realizan contra la Sala de lo Constitucional.

Desde luego la cobertura a las asistencias de la embajadora Aponte a los sepelios de policías y soldados que han caído víctimas de la guerra social que los cárteles han iniciado por el control del tráfico y comercio de droga en nuestro país es nota de interés.

A esta sutil guerra de declaraciones se ha sumado parte del cuerpo diplomático acreditado en El Salvador a los cuales les preocupa que no se respete la independencia de órganos estatales. Y, todo eso lo destaca la gran prensa.  

Pero media vez la misma heroína Aponte escribe un desapercibido artículo sobre los derechos LGBTI se desencadena un aireado debate sobre la intromisión de una diplomática en asuntos internos del país y no solo, se acude al Senado americano para que bloquee a Obama su nombramiento.

Igualmente, nada se dice sobre que el argumento válido para anular la aprobación de la Asamblea Legislativa de los 900 millones en bonos es decir, los llamados vicios de formación de ley que aplican igualmente a la reforma constitucional que los purísimos diputados hicieron para regular el matrimonio.

Esto, sin contar que los argumentos religiosos, morales y de valores que se esgrimen desde los nacional religiosos para tal reforma en El Salvador nuestro aliado EE.UU. modelo de democracia, defensor de las libertades, non plus ultra del capitalismo anulo 135 años de exclusión con la sentencia que redactó el juez de la Suprema Corte Anthony Kennedy que escrito sea de paso es católico.

II
Puesto en esta garrafal asimetría el debate por los principales medios de comunicación la semana pasada llego a San Salvador Thomas Shannon, consejero del gobierno Obama.

Shannon no llegó solo. Venía con los adjuntos de Estado, Seguridad Nacional, USAID y, de la Fiscalía General. En la reunión recomendó al gobierno del presidente Sánchez Cerén pedir ayuda para conformar una comisión contra la impunidad y el crimen organizado. Es decir algo similar a la CICIG guatemalteca.

La preocupación de los estadounidenses tiene su base en que al parecer la lucha entre cárteles locales formados y en formación del narcotráfico estaría detrás del aumento de muertes en nuestro país debido a que se están peleando el control de los desembarcos, transito y narcomenudeo de la droga que va en camino hacia EE.UU.



Una CICIG salvadoreña administrada por la ONU y no por una desganada FGR podría con ánimos independientes investigar esos nexos y desmantelar las tramas corruptas de políticos y empresarios que forman parte de esta guerra que cobra ya 600 muertos al mes.
EDH clamaba hace días porque las protestas de Guatemala y Tegucigalpa contagiaran San Salvador, pero obvia que la indignación en esos países vecinos se origina que organismos internacionales han dejado al descubierto como los partidos de derecha que gobiernan en esos lugares han robado y traficado influencias desde el poder político con empresarios y narcos.

El silencio de EDH ante la petición de EE.UU. para que se investigue a las elites y como estas están asociadas con el narcotráfico internacional y emplean a las pandillas para sus guerritas me sorprende. Distinto hubiese sido si Shannon hubiese regañado al FMLN y demandara el derecho a la insurrección que garantiza la Constitución contra la tiranía.

Así mismo lo propio hizo LPG al colocar en madera la llegada de dos comisiones de EE.UU. pero pasar desapercibido la recomendación del enviado de la administración Obama de poner las barbas en remojo si la de nuestros vecinos está siendo afeitada.

Corolario:
Durante los 20 años areneros Costa Rica, Nicaragua, Guatemala procesaron presidentes. Aquí se decía que no existía la posibilidad de escándalos de corrupción política a esos niveles porque nuestra derecha era anticomunista y por eso era honrada.
Pero apareció Paco Flores que desvío fondos de Taiwán para la campaña electoral de Tony Saca y eso se llama lavado. Luego un grupo de empresarios y funcionarios hicieron negocios con la geotermia y que si bien no fueron procesados no fue porque eran inocentes, eso nunca se sabrá, fue porque sus delitos habían prescrito.

Y cosa distinta es ser inocente y otra no poder ser juzgado y eso se llama impunidad. Igualmente lo es declarar perdidas en las empresas y aprovecharse de los vacios de ley en el código tributario aprobado durante el gobierno Flores y no pagar impuestos.

Curiosamente la lista de personas más acaudaladas en Centroamérica esta en el llamado triangulo norte: Guatemala, El Salvador, Honduras. No es de extrañar que llame la atención de los expertos en temas de seguridad norteamericanos que sea precisamente en esa zona donde haya tanta violencia y migración, que sea allí donde el narcotráfico aterrice, almacene droga y utilice el sistema financiero dolarizado para trasladar dólares.

Por eso llego Shannon a estos países y visto lo visto recomendó al gobierno pedir ayuda, formar una CICIG. Pero eso no interesó a los medios y empresa privada que clamaba por que las protestas chapinas y catrachas contagiaran a los guanacos.

Ellos saben, No es una caja de Pandora la que se abriría en El Salvador, eso es demasiado griego. Aquí es una letrina de fosa séptica que abatiría con su terrible olor a mierda de elites el gas que puede sacar a las calles la protesta de los salvadoreños.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada