En una cita bibliográfica, Violeta Bonilla (1926-1999) expresa sobre el significado de la figura: “Quise representar un hombre sin ataduras, sus manos sueltas expresan la libertad intangible, y los cuatro picos del fondo representan otras cuatro naciones centroamericanas”

viernes, 17 de junio de 2011

PUNTOS DE VISTA DE LA DIASPORA- HABLANDO DE DINOSAURIOS… EL METEORITO 743 Y LOS DINOSAURIOS ACTUALES

En todo lugar se cuecen vituperios….ups perdón  habas
Hola: Encontré esta columna en Contrapunto, y ya que el tema eran los dinosaurios partidarios, pues como que encaja a la perfección!

Por cierto, "la ultima" con la que ha salido Mauricio Funes es cómica, como que da a entender que como no revisa lo que firma, y firma cosas a la carrera, fácilmente le pueden meter gato por liebre. La incompetencia parece ser una excusa muy común entre nuestros políticos (casi podemos escuchar "soy incompetente, no me culpen por firmar algo que no leí").

Recuerdo cuando se habían auto-recetado aumentos de miles de dólares, y supuestamente no sabían como había ocurrido. En fin! Cosas de la guanacia salvadoreña.
Saludos,
Jorge M.
________________________________________
http://www.contrapunto.com.sv/politica-nacionales/el-meteorito-743-y-los-dinosaurios-actuales

El meteorito 743 y los dinosaurios actuales

El presidente habría sancionado un decreto que no fue el leído ni el aprobado por el pleno legislativo
Redacción ContraPunto

SAN SALVADOR – Si no fuera porque constantemente los salvadoreños confirman que viven en una atrasada aldea –cuasi en el oscurantismo medieval- lo que está ocurriendo en la política actual se pudiera asemejar al choque de un gigantesco meteorito contra el territorio donde está exactamente El Salvador. Y tal choque ha transfigurado la comarca.

Existen teorías que indican que el choque de un meteorito contra la tierra provocó hace muchísimos siglos cambios tan radicales como el desaparecimiento de los dinosaurios, entre otras transformaciones.

"Ojalá y ahora también desaparezcan los políticos-dinosaurios, o que se conviertan en fósiles de una vez", exclama un comensal en un restaurante de comida rápida, cuando lee en un matutino local el "deschongue" que se ha armado a causa del Decreto 743, ideado por una pócima del PCN y aprobado por el presidente Mauricio Funes bajo el método de "decreto express".

Científicos y faranduleros locales se aprestan a "estudiar profundamente" el proceso de gestación y legalización del Decreto 743 a fin de proponerlo a los Guinnes Record 2011, ante lo cual el mandatario sería reconocido mundialmente con el político creador de los "decretos express" –decretos que rompen las barreras del sonido-, con derecho a patente única y de aplicación mundial…

Si la situación no fuera tan trágica el humor haría su mayor parte en esta historia, pero y aunque algunas personas creen que en El Salvador todos exageran; lo cierto es que el país está bajo amenazas frente a las irresponsabilidades de los políticos, esta vez sin muchos distingos entre tirios y troyanos.

La historia es la siguiente: La derecha promulga el Decreto 743 porque "creyeron" que los magistrados de la Sala de lo Constitucional iban a declarar inconstitucional la Ley de Amnistía, la dolarización y el TLC… La izquierda se abstuvo y no dio sus votos, pero el presidente Funes… ¡Pum!... la sancionó a la velocidad de un … jet.

El desmadre se arma y Alfredo Cristiani se arrepiente y pide perdón en público y casi se hace el harakiri (cosa nunca antes vista y hasta es elogiado las eminentes plumas de El Diario de Hoy), pero quienes no dieron los votos para aprobar el decreto, ahora tampoco los dan para derogarlo. ¡Increíble el arroz con tunco hecho con pelibuey!

Y así pasan los días… Como dice la canción que cantaba Nat King Cole; todos los días algo nuevo…

Hasta Fabito Castillo, la gran eminencia de las leyes y asesor de Cancillería, se va al Muro de los Lamentos a decirle al Señor que tenga piedad porque se arrepiente de haber votado por Funes, cuando él fue uno de sus promotores. Públicamente ambos, Fabio y el mandatario, se dijeron: "Ya no sos de mi confianza… ¡¡Y punto!!"

Lo nuevo sucedido es: ahora resulta que el documento que contenía el Decreto 743, sancionado vía "express" por el mandatario, tal parece que no es el que los diputados leyeron en el pleno y por el que votaron. ¿Y entonces, cómo fue que se sancionó tan express?

Lo grave es lo que el presidente dice con sus propias palabras. Juzgue usted. (Texto de la Secretaria de Comunicaciones de la Presidencia. Lo dejamos con todo y faltas de ortografía, no vaya a ser que nos acusen de tergiversación).

GABRIEL LABRADOR: PRESIDENTE, SOBRE EL DECRETO QUE SI PUEDE EMITIR OPINIÓN ES DEL DECRETO 743 QUE AL PARECER NO FUE EL MISMO QUE USTEDE FIRMO AL QUE SE ESTABA LEYENDO AQUÍ, LE PARECE GRAVE A USTED ESO.

Mire yo no tengo ninguna información sobre esa supuesta trasgresión que se dio por parte de alguien, no sé si diputado o diputada, o miembro del equipo técnico de la Asamblea Legislativa, que de acuerdo a la información periodística resulta que me envían a sanción un decreto que no es el mismo que se leyó, esa es una situación que en todo caso tendrá que dirimir la propia Asamblea Legislativa, yo recibo un decreto con la firma de la mayoría de los miembros de la junta directiva y mi obligación una vez recibido es decidir sancionarlo, observarlo o vetarlo; luego de un análisis jurídico que hice del decreto, decidí sancionarlo y lo mandé a publicar al Diario Oficial, y este entró en vigencia el mismo día de su publicación por tratarse de una reforma transitoria, si no es el mismo que se leyó, no es un asunto que tenga que dirimir yo, eso lo tiene que dirimir la Asamblea Legislativa y tengo información de que el presidente de la Asamblea ha dicho que pedirá a la fiscalía que investigue si hubo o no hubo dolo o fue un simple error administrativo.

PRESIDENTE, EL DECRETO QUE USTED FIRMO TENIA ALGUNAS OMISIONES DEL ARTICULO 12 QUE ESTÁ ENTRAMPANDO AL MENOS LAS CÁMARAS.

Pero yo no puedo dar fe de eso, yo nada mas recibí un decreto del cual se reformaba, cuando yo recibo el decreto, lo leo junto con mi equipo jurídico, el decreto únicamente hacía referencia a un cambio en el sistema de votación de la sala de lo constitucional para los recursos de inconstitucionalidad, las demandas de amparo constitucional y mantenía igual la votación para los recursos de habeas corpus que presenten los ciudadanos y ciudadanas ante la Sala de lo Constitucional, yo no puedo saber si omitía y no omitía alguna otra disposición que tenga que ver con el funcionamiento de otras salas y no podía saber si era el mismo que se leyó en la sesión plenaria de ese día y que por lo tanto tenía alguna diferencia de forma o de fondo.

Yo recibo un decreto firmado por la mayoría de los miembros de la junta directiva por los canales legales, yo no recibo un decreto que me haya llevado el diputado Elizardo González Lovo como algunos medios de comunicación han dicho, el decreto que llega a mi escritorio entra por los canales formales a través de la gerencia de la asamblea legislativa y enviado por supuesto al secretario jurídico quien lo pone en mi escritorio y procedemos inmediatamente a analizarlo.

Si contiene algunas omisiones, si dejaron de lado algunas consideraciones que se hicieron durante la lectura no lo puedo saber, en todo caso yo seré respetuoso de la ley y del proceso de formación de la misma, si la Fiscalía investiga y da su informe a la Asamblea y la Asamblea decide que ese decreto no tiene validez porque no es el mismo que se voto en la sesión plenaria, pues entonces la Asamblea tendrá que correrme un nuevo decreto para que yo decida si sanciono, observo o veto, pero eso es una decisión que está en la cancha de la Asamblea Legislativa, no en la de este servidor. (Transcripción de declaraciones a la prensa, 16 de junio de 2011).

Hasta ahí la declaración del presidente… ¿Graves no? Sin darse cuenta ha dicho que los diputados, a quienes creyó y fueron sus aliados, le dieron gato por liebre. Pero lo peor, pudo haber firmado su sentencia: ya no soy de confianza de mí mismo, así que me tengo que ir…

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada