En una cita bibliográfica, Violeta Bonilla (1926-1999) expresa sobre el significado de la figura: “Quise representar un hombre sin ataduras, sus manos sueltas expresan la libertad intangible, y los cuatro picos del fondo representan otras cuatro naciones centroamericanas”

jueves, 7 de julio de 2011

CHANCHULLOS DESDE EL PULGARCITO- GRACIAS ARENA, PDC Y PCN SIGUEN VIVOS

QUE CORRUPTOS PREGUNTENLE AL PUEBLO SI LOS QUIERE.
LO DICHO LO MISMO ES CHANA QUE JUANA

No deberíamos hacernos de la vista pacha y dejar de mencionar lo que pudo haber tras bambalinas en la no cancelación del PDC y el PCN. No deberíamos seguir a ojos cerrados el juego de los que se siguen afianzando en sus posiciones anti-FMLN. Hoy algunos, en lugar de señalar la posible complicidad en la no cancelación del PDC y el PCN, prefieren vender a un Walter Araujo héroe a partir de sus declaraciones en las que manifiesta apoyo a las decisiones y publicaciones no unánimes de los 4 Magistrados de la Sala. ¡¡POR FAVOR!! Entonces somos héroes muchos. No nos hagamos porque los salvadoreños somos más inteligentes que eso.

No cancelar al PDC y PCN pudo ser en agradecimiento por haber sido cómplices 20 años

Los Magistrados del Tribunal Supremo Electoral –TSE-, Walter Araujo, del Partido ARENA y Fernando Argüello Téllez, en representación de la Corte Suprema de Justicia, aseguran que su decisión de no apoyar la cancelación de los Partidos de Conciliación Nacional –PCN- y Demócrata Cristiano –PDC-, es por criterio político basado en la legalidad. Por más que trato de desligar sus opiniones a la historia reciente, no puedo dejar de sospechar que detrás de sus posiciones está la relación –y complicidad-, de ambos partidos sometidos al proceso con las Presidencias por 20 años, de los tricolores.

Por Sura’s Way

En los 20 años de ARENA en el poder, la relación del tricolor con los partidos PDC y PCN fue ampliamente conocida por los chanchullos y las componendas. Juntos se apoderaron de las instituciones, se dedicaron a diseñar políticas de saqueo de Estado, destruyeron el agro y alimentaron en record histórico las ya acaudaladas cuentas de sus padrinos empresarios y dueños. De todo lo que se le acusa hoy al FMLN de estarse apoderando, fue por 20 años controlado por el partido ARENA en complicidad con estos dos Partidos sin que los medios ni los empresarios tuvieran quejas tan insistentes como las de ahora.

No tengo duda que “el Cambio” suponía que todo esto de las instituciones controladas por Partidos Políticos iba a desaparecer y que tengan cierto sentido todo tipo de reclamos, pero también estoy consciente de que no se ha dado simplemente por la correlación de fuerzas legislativas a las que el FMLN no llega por sí, a la votación mínima de 43 diputados. En esa situación no hay otra que seguir negociando, quedando las opciones de que las Instituciones sean controladas por los Partidos de Derecha o por el Partido de gobierno. Lógicamente prefiero que las cosas vayan quedando en manos de lo que confié a la hora de mi voto.
La derecha, con la decisión de no apoyar la cancelación de estos Partidos, en realidad está actuando en contra de la voluntad de los habían votado en el 2004 porque así fuera. Hoy ARENA, a pesar de las declaraciones del Magistrado Walter Araujo, de que su función es hacer cumplir la Ley, deja abierta la posibilidad para pensar que de lo que se trató fue de un agradecimiento y de una nueva confabulación, para que las fuerzas de derecha sigan unidas con la facultad de confabular en la preparación de un posible retorno. Después, en las próximas elecciones presidenciales seguramente se volverán a unir, para tratar de derrotar al FMLN como lo han venido haciendo, juntos. A penas ayer y esta mañana, GANA se encontraba haciendo ese llamado.

Recordemos que el Secretario General del PDC, Rodolfo Parker, había asegurado tajante y prepotente, que ambos Partidos no iban a ser cancelados y que el martes, en la entrevista de 8 en Punto, ratificó que lo había manifestado porque estaba seguro que llegarían a este preciso momento en que se iban a necesitar de 4 votos. ¿O sea que estaba arreglado? ¿Ya lo habían hablado con la cúpula del tricolor, con los Magistrados Walter Araujo y Fernando Argüello? ¿Ya tenían el aval de los empresarios? En realidad la historia de la infame relación entre estos Partidos se presta para que podamos pensar en la opción de que acá, de lo que se trató fue de chanchullo.

Curiosamente esta posibilidad no se presenta para discusión en los medios tradicionales de comunicación o de difusión, ni tampoco la he observado en los diferentes Foros alrededor, incluidos los tradicionales de izquierda que parecen ser objetivos a copar por algunos de derecha que por tal los mantienen más concentrados en despotricar en contra de por los que votaron, en contra del FMLN. No deberíamos hacernos de la vista pacha y dejar de mencionar lo que pudo haber tras bambalinas en la no cancelación del PDC y el PCN. No deberíamos seguir a ojos cerrados el juego de los que se siguen afianzando en sus posiciones anti-FMLN.

Hoy algunos, en lugar de señalar la posible complicidad en la no cancelación del PDC y el PCN, prefieren vender a un Walter Araujo héroe a partir de sus declaraciones en las que manifiesta apoyo a las decisiones y publicaciones no unánimes de los 4 Magistrados de la Sala. ¡¡POR FAVOR!! Entonces somos héroes muchos. No nos hagamos porque los salvadoreños somos más inteligentes que eso.

JuanK

Se cae la cancelación del PDC y PCN
Magistrados coinciden en que siguen inscritos y con derechos
KATLEN URQUILLA

El PDC y PCN no han muerto. Ambos partidos aún siguen con vida, porque el Tribunal Supremo Electoral (TSE) no logró ayer dejar en firme el fallo de cancelación que emitió el pasado viernes 1 de julio con la firma de tres magistrados.

Eso, a la luz de los magistrados Fernando Argüello y el arenero Douglas Alas (suplente de Walter Araujo) permite a pecenistas y pedecistas participar en las elecciones de alcaldes y diputados en marzo de 2012 y podrán obtener los fondos que el Estado les asigna para los gastos de campaña.

Sin embargo, el presidente del TSE, el efemelenista Eugenio Chicas, y Gilberto Canjura no secundan esa afirmación, porque a su juicio es un punto a analizar en los próximos días, al igual que si ambos partidos podrán o no inscribir a sus candidatos.

Para PDC y PCN, el hecho de no dejar el TSE en firme la sentencia en las 48 horas que daba la ley, los salva de la cancelación (ver nota en siguiente página).

Si bien el TSE está dividido en torno a la consecuencias de no ratificar la cancelación, los cuatro magistrados consultados convergen en que los partidos no están desinscritos.

Chicas explicó que, tras analizar los recursos de revisión de la sentencia que presentaron PCN y PDC el lunes 4 de julio, "no se ha consolidado el proceso de cancelación de estos dos partidos políticos, o sea, no hay resolución firme de cancelación".

Eso se debió a que los tres magistrados que votaron a favor de cancelar a esos dos partidos: Chicas, Canjura y Eduardo Urquilla, no cambiaron de parecer, tal como lo anticipó El Diario de Hoy el martes basado en declaraciones del magistrado Canjura.

Tampoco Araujo y Argüello se retractaron de votar en contra de la cancelación de PCN y PDC.

Para revertir el fallo o dejarlo en firme necesitaban el aval de cuatro magistrados y eso no fue posible ayer, luego de una encerrona de casi tres horas de discusión en la que los magistrados salían y entraban del salón a cada momento para hacer llamadas o consultas entre ellos.

"Para concluir este proceso hacen falta cuatro votos y no hay cuatro votos, únicamente hay tres votos... y no habiendo el voto adicional no se ha consolidado el proceso de cancelación; está inconcluso", explicó Chicas, quien dijo que eso riñe con la sentencia que ordenó iniciar el proceso de cancelación de los dos partidos.

Pero Argüello no piensa lo mismo. "La CSJ no ordenó que se cancelen, la orden que estableció es iniciar el proceso", remató.

Cuando se le consultó a Chicas si el PCN y PDC podrán participar en 2012, ya que no han sido desinscritos, indicó que "estos partidos conservan vida, hay cierta forma de vida en estos partidos, pero todavía no puedo dar una resolución acerca de si podrán o no participar en las elecciones de marzo de 2012".

Para Argüello, los pecenistas y pedecistas podrán competir en los comicios del otro año sin ningún problema. "Se mantienen vivos los partidos hasta que no haya ningún cambio", acotó.

Canjura evadió decir si ambos partidos pueden participar en las próximas elecciones, sólo dijo que lo van a discutir más adelante, ya que para él ha quedado un "vacío" jurídico.

Chicas aseguró que la situación en la que quedan ambos partidos es "dura, compleja, es un proceso de agonía en el que no se alcanza la muerte; es incierto ese mundo y todavía a los agónicos no les hemos podido preguntar qué es lo que sienten".

El presidente del TSE tampoco supo contestar si estos dos partidos podrán obtener los fondos para la campaña, a lo cual se le conoce como deuda política, que sería de un millón de dólares aproximadamente para cada uno.

"Esa parte todavía no ha sido abordada por el Tribunal porque al no concluir el proceso de cancelación no nos permite resolver", apuntó.

Otro de los escenarios que deben analizar en el Tribunal Supremo Electoral, explicó Chicas, es cuando llegue el momento en el que el PCN y PDC --de seguir el panorama como queda actualmente-- deban inscribir a sus candidatos, porque todo dependerá de "si hay votos o no".

Argüello también opinó que la inscripción de candidaturas será un punto a discutir más adelante.

Y en vista de que los pecenistas y los pedecistas han optado por seguir un plan "B" de pedir la inscripción de nuevos partidos (CN y DC), Chicas también indicó que deberán estudiar si hay o no problema en que las mismas personas aparezcan en ambos partidos: en el que no ha muerto y en el que estaría por nacer.

"Algunos juristas opinan que puede haber o no fraude de ley en ese término, son cosas que hay que analizar. No estoy prejuzgando, sino dibujando escenarios que necesitarán algún tipo de respuesta", acotó Chicas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada